Herpes Genital

El herpes genital es una infección común causada por el virus herpes simple. La incidencia de herpes es la más común en los hombres y mujeres de más de 20 años.

El herpes genital

La infección por herpes genital se transmite al tener sexo vaginal, sexo anal o sexo oral sin protección. También puede transmitirse cuando se tiene contacto con la piel.

A veces cuando recién se contrae la infección, puede entrar en estado inactivo por un buen tiempo antes de volverse activo nuevamente.

Si crees que puedes tener una ITS, es necesario que acudas a realizarte una prueba. Encuentra aquí Clínicas Ginecológicas para realizarte la prueba cuanto antes.

Reconocer el herpes genital:

Los síntomas del herpes simple usualmente se pueden detectar por la picazón alrededor del área genital y a continuación la aparición de pequeñas y dolorosas llagas. Otros síntomas incluyen síntomas parecidos a los del resfriado común con los dolores de cabeza y espalda, aumento en la temperatura e incomodidad al orinar.

El virus del herpes es más contagioso justo antes o después de que las llagas se hacen presentes. Sin embargo, muchas personas que tienen herpes nunca muestran ningun síntoma, y el herpes solo puede ser diagnosticado con la aparición de los síntomas y análisis de alguna de las llagas.

Tratamiento del herpes genital:

Por el momento no hay cura para el herpes genital, ya que esta ITS es causada por un virus. Pero hay ciertos medicamentos que pueden reducir la severidad con que se presentan los episodios. Es importante buscar tratamiento lo más pronto posible para que tenga un efecto positivo para con los síntomas.

La mayoría de las personas solo tendrán uno o dos episodios en los que las llagas se hacen presentes, pero algunos otros tendrán brotes recurrentes. Aunque no aparezcan llagas, no significa que no se tenga el virus. Éste permanecerá en el cuerpo siempre, y causará o no brotes de herpes en el organismo.

Cuando aparecen las llagas, es muy importante no tocarlas, ya que puedes pasar el herpes a otra parte de tu cuerpo. Si las has tocado, es importante lavarte bien las manos con agua abundante y jabón desinfectante.

Para las personas que presentan esta ITS, deben saber que es de mucha importancia platicar con sus parejas acerca de esto, ya que es importante evitar su contagio mediante condones cuando se tengan relaciones sexuales, así como extremar el cuidado y la higiene si el herpes está en otra parte del cuerpo.

 

______

Si te gustó el post, compártelo en Facebook, Twitter, etc.