Anillo vaginal anticonceptivo

El anillo vaginal anticonceptivo es uno de los métodos más novedosos. Es un anillo flexible y suave que se coloca dentro de vagina y previene el embarazo

anillo vaginal anticonceptivo

El anillo vaginal es muy fácil de poner. Ha de permanecer en la vagina sin quitarlo ni manipularlo durante 3 semanas. Pasadas las 3 semanas se retira y se toma una semana de descanso. Después se debe colocar un nuevo anillo y continuar esta rutina.

Si te interesa utilizar este método, encuentra aquí Clínicas Privadas en DF donde ofrecen el servicio de anillo vaginal anticonceptivo

¿Cómo funciona el anillo vaginal?

El anillo vaginal contiene dos tipos de hormonas – estrógeno y progesterona -, las mismas que contiene la píldora combinada. Estas hormonas inhiben la ovulación, y además espesan la mucosa cervical, lo que hace que los espermatozoides no puedan llegar hasta el óvulo. A parte de lo anterior, en el caso de que se fecundara un óvulo y un espermatozoide, estas hormonas impiden que el óvulo fecundado se implante en el útero.

¿Cómo se usa el anillo vaginal?

Se comienza con esta rutina insertando el anillo vaginal al comienzo del ciclo menstrual, y se deja en su lugar de forma continua durante tres semanas. Tras este periodo, se retira el anillo y se tira, y se tiene una semana de descanso, durante la cual se tendrá el periodo muy ligero. Una vez finalizada la semana de descanso, se comienza de nuevo el ciclo con un nuevo anillo.

La colocación del anillo dentro de la vagina es un proceso muy sencillo, sólo hay que flexionar el anillo y se introduce fácilmente. Puedes hacerlo por ti misma en casa.

La primera vez que uses el anillo vaginal, debes insertarlo el primer día de tu regla. Vas a estar protegida contra el embarazo inmediatamente. No obstante, se recomienda usar preservativo en tus relaciones sexuales durante los primeros 7 días.

Click en la imagen para ver Guía de Uso del Anillo Vaginal Anticonceptivo.

ficha anillo vaginal anticonceptivo

¿Qué ventajas tiene el anillo vaginal?

  • Es fácil de poner y quitar (lo puedes hacer tu misma).
  • Tienes que dejarlo en su lugar durante 3 semanas, por lo que no tienes que pensar en él todos los días.
  • Te da 24 horas de protección frente al embarazo.
  • El anillo puede reducir el riesgo de cáncer de ovario y útero.
  • No hay evidencia de que cause aumento de peso adicional.
  • La fertilidad regresa a la normalidad inmediatamente después de dejar de usarlo.
  • El sangrado durante los periodos puede volverse más ligero, más corto y menos doloroso.
  • Puede ayudar a aliviar la tensión premenstrual.
  • La efectividad del anillo no se ve afectada si vomitas o tienes diarrea.
  • No interrumpe ni intercede durante las relaciones sexuales.

¿Qué necesitas tener en cuenta con el anillo vaginal?

  • No protege contra las enfermedades de transmisión sexual (ETS).
  • Puedes tener algunos efectos secundarios temporales, como sensibilidad en los senos, dolores de cabeza o náuseas.
  • Aunque no requiere de una rutina diaria, sí que es imprescindible recordar quitárselo en el día indicado para tener la semana de descanso, por lo que es recomendable usar alarmas en el celular para retirarlo, así como para ponerse el nuevo tras la semana de descanso.

¿Qué tan efectivo es el anillo?

El anillo vaginal tiene casi el 99% de efectividad. Esto significa que 1 de cada 100 mujeres que usan el anillo vaginal quedarán embarazadas cada año.

¿Qué hace que el anillo vaginal sea menos eficaz?

  • Si se alteran o cambian los plazos para retirarlo y poner uno nuevo.
  • El uso de algunos medicamentos, como algunos antibióticos comunes pueden hacer el anillo vaginal sea menos eficaz.
  • EllaOne (un nuevo tipo de anticoncepción de emergencia) puede reducir la eficacia de la anticoncepción hormonal

¿Quién puede usar el anillo vaginal?

El anillo vaginal no es adecuado para todas las mujeres. Los profesionales ginecológicos necesitan saber tu historial médico y el de tu familia. Esto es para saber si hay alguna razón médica por la cual no podría ser adecuado para ti. Tampoco es adecuado si se tienen antecedentes de trombosis, si se padece hipertensión, diabetes, o enfermedades hepáticas.

¿Qué ocurre si se comete un error al usarlo?

Pueden ocurrir olvidos para retirarlo, poner uno nuevo en el día indicado, o puede salirse de la vagina (bastante menos probable). Puede haber riesgo de embarazo en los siguientes supuestos:

  • Si el anillo se sale de la vagina y no se reemplaza en las 3 horas siguientes.
  • Si no se respetan las 3 semanas seguidas en las que el anillo debe permenecer en la vagina.
  • Si el anillo se tiene en la vagina durante más de tres semanas.
  • Si te olvidas ponerte un nuevo anillo pasada la semana de descanso.

Ante algunos imprevistos, se recomienda hacer lo siguiente:

  • Si el anillo se sale de la vagina, lávalo con agua fría o tibia y vuelve a colocarlo lo antes posible (antes que pasen tres horas desde que se salió).
  • Si lo colocas pasadas las tres horas, debes usar preservativo durante los 7 días posteriores para estar protegida frente al embarazo.
  • Si dejas el anillo dentro de la vagina por más de tres semanas, contacta lo antes posible con tu ginecólogo o profesional médico, quien te indicará qué debes hacer.

______

Si te gustó el post, compártelo en Facebook, Twitter, etc.